domingo, 19 de febrero de 2012

Eres responsable de lo que pormetes

Una promesa es como dar un cheque, tienes que tener fondos para poder pagarla. Una promesa es como viajar en el tiempo, es asegurarle a alguien que en un futuro va aser como dices. Una promesa no es una posibilidad, es un hecho, cuenta con eso. Cuando le prometes algo a alguien tienes que saber que el otro cuenta con eso, eres responsable de lo que prometes. Porque una promesa es como un contrato y no te puedes ir asi, sin pagarlo. Para cumplir una promesa hay que resistir, porque una nunca promete algo fácil, siempre prometemos cosas difíciles, que cuestan sacrificio y esfuerzo, porque una promesa incumplida es como una deuda, que crece y te persigue a todos lados. Para cumplir una promesa hay que tener fe, para cumplir una promesa hay que ser perseverante, como en un ring de box donde se pelea hasta el ultimo round. Para cumplir una promesa hay que darle valor, palabras. Una promesa es un juramento, donde la palabra es la garantía.
¿Hay instrucciones para cumplir una promesa? Creo que sí, todas se reducen a una regla cara y sencilla... Tan sólo... Cumplir con lo prometido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario